Hongos en las uñas

La Quiropedia es el tratamiento específico, sin intervención quirúrgica, de todo tipo de enfermedades y anomalías que afectan a los pies y uñas. La quiropedia también tiene entre sus funciones principales la prevención de futuras molestias o alteraciones.

PATOLOGIAS

  1. Hongos en las uñas:

La infección por hongos en las uñas, o la onicomicosis, es la alteración de las uñas más común y es responsable de alrededor del 50 por ciento de todas las infecciones de las uñas. Pero ¿qué ocasiona los hongos en las uñas? Como su nombre indica, la enfermedad está causada por hongos - diminutos organismos parásitos que no son ni una planta ni un animal. Los hongos prosperan en ambientes húmedos y cálidos, y se alimentan de la queratina, que es la proteína principal de las uñas, el cabello y la piel. Los hongos en las uñas son una causa de sobreproducción de queratina en las uñas, haciendo que sean más gruesas y que se separen de su lecho.

Factores de riesgo para padecer hongos en las uñas

  • Infección de la piel por hongos. El pie de atleta, que hace que la piel entre los dedos se enrojezca, se escame y pique, es una de las causas más comunes de infecciones por hongos en las uñas.
  • Daño a las uñas o la piel. Comerse las uñas, la ocurrencia de traumatismos repetidos, viejas lesiones y pequeños cortes en la piel alrededor de las uñas también pueden aumentar el riesgo de infección por hongos. Sus cutículas también pueden dañarse y ser más susceptibles a la onicomicosis si mantiene las manos en el agua durante largos períodos de tiempo.
  • La exposición a la humedad y la humedad en sí. Los hongos se desarrollan muy bien en los ambientes cálidos y húmedos y crecen en piscinas y duchas. Los hongos en las uñas también son contagiosos, por lo que el uso de duchas públicas y caminar descalzo por el suelo en un vestuario le hace correr el riesgo de contagiarse la enfermedad de otras personas.
  • Calzado ajustado. La onicomicosis es más común en las uñas de los pies que en las uñas de las manos, en parte debido a que el ambiente oscuro, húmedo y cálido del calzado proporciona el clima perfecto para los hongos. El calzado también restringe la circulación en los pies, lo que hace más difícil que el sistema inmunológico detecte y combata la infección. El uso de calzado muy ajustado y sin buena transpiración y, al mismo tiempo, someter a las uñas de los pies a factores traumáticos constantes, es probablemente una de las razones por las que los atletas se ven afectados en una proporción mucho mayor por las infecciones por hongos.
  • Edad. La onicomicosis se vuelve más frecuente con la edad y hasta el 50 por ciento de las personas mayores de 70 se ven afectadas. Esto es probablemente debido al hecho de que las personas mayores tienen peor circulación y unas uñas más gruesas que tardan más en crecer hacia fuera.
  • La historia familiar. Los hongos en las uñas no son hereditarios, pero su composición genética puede hacer que sea más susceptible a contraer la infección o más apto para luchar contra ella.
  • Otros factores. Fumar, usar uñas artificiales y la sudoración excesiva se han asociado con un mayor riesgo de infección por hongos en las uñas. También es más común entre los hombres que entre las mujeres.